Las 29 películas indies del verano 2017, una curiosidad y un nuevo clásico del cine

Aunque parezca que todo se inmoviliza, en el verano hay vida más allá de los blockbusters americanos, las comedias simplonas y los dramas sin sustancia. El cine que arriesga, cada vez con mayor presencia en nuestras pantallas, no se ha ido de vacaciones. Por eso, ahí va nuestra selección de una treintena de films que nos agitarán las retinas en agosto y septiembre, antes de LA CITA más cinéfila del año (el festival de San Sebastián).Primera Recomendación: Cambiar de Aires

Harto de encontrarte la misma gente en los idénticos lugares en similar posición, prepárate porque despegamos. Primer destino: la república de Vanuatu, archipiélago a casi 2000 kilómetros de Australia, con una historia, Tanna, que a Murnau le hubiese encantado (estreno 28 de julio). Otro lugar de ensueño, La Patagonia, como pocas veces se había fotografiado, de El Invierno (28 de julio).La maravillosa isla de Chipre, invadida por unos soldados traumatizados por su intervención militar en Afganistán, en La escala (The Stopover), la tensión se palpa desde el primer instante y el lúcido análisis de género no puede dejar indiferente a nadie (8 de septiembre).Un alojamiento muy distante de lo esperado en este época, Hotel Cambridge (15 de septiembre), sobre un edificio de la brasileña Sao Paulo, es comprometida con la realidad actual y fascinante retrato de los que no ocupan las portadas de los periódicos. Y por si fuera poco, del escape físico al psicológico, con Camina conmigo (15 de septiembre), un poco de budismo zen para acabar el verano bien en interior y, sobre todo, con fuerzas para la vuelta.Segunda: Enamorarse siempre viene bien

Momento ideal para buscarse una media naranja, limón o la frutería entera, todos los medios son válidos: desde las aplicaciones informáticas, Un profil pour deux (25 de agosto), sea la edad que sea, 50 primaveras (28 de julio), obligar a hacer horas extras a la niñera, evidentemente, con su consentimiento (en este caso, más bien, el niñero) de Los casos de Victoria (25 de agosto, con mis adoradas Virginie Efira y Laure Calamy), atravesando el charco para ir a la gran manzana, Regreso a Montauk (4 de agosto, con la siempre fascinante, Nina Hoss), y pese a la posible manipulación, El amante doble (8 de septiembre) o la diferencia de religión, Ali and Nino (15 de septiembre, con María Valverde).Tercera: Estar de lo más animado                    

Guión friki para la animación del verano, Emoji: la película (11 de agosto), curiosidad por ver esta misteriosa tierra de Textopolis con todos nuestros emoticonos preferidos o siguiendo la segunda aventura de Tadeo Jones 2: El secreto del rey Midas (25 de agosto).Cuarta: Vivir un concentrado de emociones

Desde la tensión familiar de Sieranevada a la denuncia de nuestra deshumanizada sociedad, de la fantástica Un minuto de gloria (ya en cartelera), las emociones no tendrán límites en la gran pantalla. Reparar a los vivos (4 de agosto), desde el drama de una lucha entre la vida y la muerte de una madre y su hijo, hasta el humor, que nunca viene mal, de La hora del cambio (11 de agosto) y sus descolocados vecinos sicilianos al borde de un ataque de nervios.Quinta: Conocer celebridades y eventos históricos

Artistas célebres, Tom of Finland (ya en salas), Cézanne y yo (18 de agosto), una encantadora pareja de bailarines de tango, María Nieves Rego y Juan Carlos Copes, en Un tango más (1 de septiembre), o casi desconocidos, como el hombre de negocios que decide transformar su existencia para cambiar de vida y convertirse en pastor, en All Saints (1 de septiembre), o hechos que marcaron un antes y un después, como los disturbios raciales de 1967 en Detroit (11 de agosto), el verano parece la temporada perfecta para repasar la historia contemporánea.Sexta: Añadir un poco de suspense

Los escalofríos sientan mucho mejor en verano. Llega de noche (ya en salas) es una proeza de tensión que nadie debería perderse. Un neonoir bien denso para el sargento Bevilaqua, con Verónica Echegui y Quim Gutiérrez, en La niebla y la doncella (1 de septiembre), o la versión de Sofia Coppola de La seduccion (18 de agosto) de Don Siegel, nos perturbarán lo suficiente para disfrutarlas en la gran pantalla.Y las tres imprescindibles del verano, una curiosidad y un nuevo clásico

Hostages (1 de septiembre) es un verdadero mecanismo de relojería de Rezo Gigineishvili. El cine georgiano parece imponerse este año, tras la sublime My Happy Family, con la que de hecho comparte varios actores. Estos dobles rehenes, de un lado, jóvenes del país que desean escapar de la vigilancia soviética de los años 80, y por otro lado, los pasajeros un avión secuestrado, tiene una de las cámaras más creativas de este año. Casi la respuesta georgiana a la francesa Nocturama.  Ana, mon amour (25 de agosto), del brillantísimo rumano Calin Peter Netzer no baja la calidad tras su inmensa Madre e hijo. Ana, mon amour es la historia durante años de la explosión de una pareja y, sin lugar a dudas, una de las mejores películas del año.  Estiu 1993 (Verano 1993), la ópera prima de Carla Simón, es MAGISTRAL (con mayúsculas y en negrita), desgarradora, emocionante, sensible e inmensamente poética. LA película del año en nuestro país, por el momento, y de lo mejor de la cinematografía mundial. Impregnada de la inspiración de El espíritu de la colmena, de Víctor Erice, esta película no se olvida y que seguirá arrasando por donde vaya, Premios Cine Europeo, Goyas…Luc Besson, capaz de lo mejor y lo peor, se juega su estudio de producción, EuropaCorp, con la adaptación a la gran pantalla de un clásico del comic, Valerian y la ciudad de los mil planetas (18 de agosto). Un intento para volver a poner de moda la estética de los 80-90 (Nikita, El quinto elemento…) que ha sido masacrado por la crítica americana aunque la francesa está mucho mas convencida. Al final, un bizarro colocón pop, con algunos momentos de pura creatividad, abundancia de alucinantes personajes y unos protagonistas principales un poco exagerados o perdidos (Cara no deja de poner mala cara en prácticamente toda la película).                    Y como broche final, el más retro de los cineastas actuales, Christopher Nolan ha firmado un nuevo clásico del cine bélico con esa joya llamada Dunkerque (ya en cartelera). Su película más redonda con una partitura musical y unos efectos de sonido de manual de estudio. Feliz verano a todos/as.

Anuncios

Todo sobre la Sección oficial de la 70ª edición del festival de Cannes

Fastuosa película para la apertura de la 70º edición del festival más mediático del planeta. Cannes se eleva a la altura de la falda del cartel de Claudia Cardinale con Les fantômes d’Ismaël, de Arnaud Desplechin. Cine dentro del cine para esta historia de un cineasta (Mathieu Amalric), perturbado por la presencia en su nueva película de un gran amor del pasado (Marion Cotillard y Charlotte Gainsbourg arropan esta intriga).49 películas seleccionadas entre las casi 2000 presentadas. A falta de grandes novedades, al menos, lo mejor del cine actual. 29 países, 12 realizadoras (la mitad en 2015, vamos mejorando) y 9 óperas primas en la selección oficial en sus diversas categorías (y mucho cine de género en su interior). Estas son las de la Sección Oficial:

A Gentle Creature, de Sergei Loznitsa, un genio ucraniano del cine que sabe filmar como nadie. Casi 50 años después de Robert Bresson, el realizador adapta de nuevo el relato de La dulce, escrito por Fiódor Dostoyevski y publicado por primera vez en 1876 en Diario de un escritor.

Aus dem nichts, de Fatih Akin, otro conocido de Cannes. Mejor guión por Del otro lado, 2007, su última película se centra en la venganza en una comunidad turca en Alemania con la carismática Diane Kruger.Les proies (The Beguiled), de Sofia Coppola, no podía faltar en esta selección. Remake de El Seductor, de Don Siegel, en una historia que le va de perlas al estilo de la directora. En plena Guerra Civil norteamericana (1861-1865) Colin Farrel (que sustituye a Clint Eastwood de la primera versión), es un soldado yanki malherido rescatado por una jovencita de una escuela de señoritas del Sur, que van a hacer todo lo inimaginable para hacerle la vida imposible. Con Nicole Kidman (la actriz omnipresente de este festival), Kirsten Dunst y la evanescentemente inquietante Elle Fanning.

120 battements par minutes, de Robin Campillo. Excelente elección del especialista en ambientes perturbadores, director de Chicos del Este. Con dos maravillosos actores Adèle Haenel y Nahuel Perez Biscayart, sobre los miembros de Act Up, en los años 90, antes del descubrimiento del tratamiento de la triterapia.

Geu-Hu (The Day After), de Hong Sang-soo. Este director coreano, tan creativo como sorprendente, puede filmar dos o tres películas al año y todas, sublimes. de hecho también está en Un Certain Regard. Bravo.Happy End, de Michael Haneke. La gran oportunidad del austriaco feroz para conseguir su tercera Palma de Oro. Como Aki Kaurismäki en El otro lado de la esperanza, Haneke analiza la actualidad y trata el candente tema de los inmigrantes en Calais, junto a la divina Isabelle Huppert, Jean-Louis Trintignant y Matthieu Kassovitz. ¿Viviremos una Palma de Oro, repetición del Oso de Oro berlinés? Suspense.

The Killing of a Sacred Deer, de Yorgos Lanthimos. Film americano del director griego que cuenta la historia de un cirujano (Colin Farrell, otra vez) que acoge a un niño un tanto siniestro. Y con Nicole Kidman, de nuevo, que acabará extenuada de tanto subir las escaleras de la alfiombra roja, día sí y día también.

The Meyerowitz Stories, de Noah Baumbach. El cine más indie americano no podía faltar en un festial que sirve de plataforma de lanzamiento a los grandes cineastas del otro lado del océano. Frances Ha, Mientras seamos jóvenes, Mistres America… fabulosa filmografía.Nelyubov (Loveless), de Andrey Zvyagintsev, el cineasta ruso, que nos dejó encandilados con su Leviatán, vuelve  a sus andanzas.

Okja, de Bong Joon-ho. Un maestro del cine asiático y universal, (la revancha de Netflix al Oscar de Amazon por Manchester frente al mar), en una historia fantástica de la lucha de una joven contra una multinacional para que no le secuestre su monstruo bueno. Reparto de lujo:  Tilda Swinton y Jake Gyllenhaal.

Wonderstruck, de Todd Haynes. Ya un clásico del cine que vuelve con una doble historia de dos niños sordos. En 1927 una niña inicia un viaje para encontrar a su actriz preferida. 50 años después, un niño se fuga para buscar a supadre en Nueva York. Julianne Moore y Michelle Williams en su reparto complican la elección de la mejor actriz de este año.

You Were Never Really Here, de Lynne Ramsay. Lo ultimo de la cineasta que nos hizo sufrir con Tenemos que hablar de Kevin, adaptando la novela de Jonathan Ames.

L’amant double, de François Ozon. Erotismo e intriga, dos ingredientes esenciales en la 17ª película de la filmografía del cineasta francés. Chloé, depresiva, se enamora de su psicoterapeuta, Paul, y deciden vivir juntos. Solo unos meses después, Chloé descubre que Paul no le ha contado todo sobre su verdadera identidad.     Jupiter’s Moon, de Kornél Mundruczo. Excitación solamente de pensar que alguien tan dotado, como el director de Dios Blanco, ha logrado situarse a la altura, y en la selección, de los mejores cineasta del mundo. ¿Sorpresa del festival ?

Rodin, de Jacques Doillon. Vincent Lindon (con su Palma a mejor actor repite en Cannes) en el papel del célebre escultor. Bonus apreciale: la impresionante Izia Higelin, como Camille Claudel.

Hikari, de Naome Kawase. Otra habitual del festival. Más cine dentro del cine sobre un cineasta con problemas de visión y una joven desconectada de la realidad. El rodaje finalizó afínales de noviembre pasado y ha tenido el tiempo justo para el montaje.Good time, de Benny y Josh Safdie. Los hermanos Safdie (que se dieron a conocer por Heaven know what) convierten a Robert Pattinson en un atracador de bancos.

Le redoutable, de Michel Hazanavicius. La selección francesa no puede sobrepasar los cuatro filmes y yo cuento cinco (como poco). Este último estaba en todas las quinielas. Louis Garrel interpreta a Jean-Luc Godard y su historia de amor con la jovencísima Anne Wiazemsk, de 17 años, con la que se acabaría casando en 1967 (intepretada por Stacy Martin, en un reparto en el que no podía faltar, Bérénice Bejo).

Como cada año, sorpresas muy pocas, pero una muestra del mejor cine del momento del 17 al 28 de mayo. Y como de costumbre, puede que haya nuevas incorporaciones en los próximos días.

Bienvenido Mr. Heston, Julie, Madrid Above the Moon, La madriguera y Seis y medio: nominados al mejor Baratometraje de los Blogos de oro 2017

Cinco propuestas diferentes, verdaderamente indies, de las nuevas voces de un cine que no deja de renovarse. Cuatro ficciones y un documental, Bienvenido Mr. Heston, verdadero homenaje a la convivencia y los recuerdos que el séptimo arte crea entre los espectadores, han sido los finalistas Baratometrajes de la nueva edición de los Blogos de Oro, cuya entrega se celebrará el próximo 26 de marzo.   Resulta estremecedora la línea argumental que recorre las cuatro películas: una inmensa soledad, un aislamiento personal y unos protagonistas que logran a penas aceptarse a sí mismos. Desde el caso más extremo, el sotano- vivienda del escritor de La Madriguera, encerrado en su casa en la que acaba por secuestrar a la ayudante, que le envía la editorial, para que acabe su novela, en un –casi- ejercicio de estilo en el que se retoman los referentes del cine de suspense: pájaros, ducha, ventana…El difícil arte de encontrar una pareja y conservarla es el tema de Madrid, Above the Moon y Seis y medio, próximas a los cuentos fílmicos del cineasta francés Éric Rohmer, por su libertad de tono y aparente simplicidad. Tanto el director Miguel Santesmases (excelente su desconcertante y divertido juego con el espectador) como Julio Fraga poseen un buen sentido del casting y de la dirección de escena.Dos películas que desvelan dos prometedores talentos: el actor, Víctor Vidal, perfecto en el papel de un joven perdido en –Madrid, Above the Moon– adueñándose de la personalidad de un amigo que le ha prestado su apartamento y, sobre todo, la sublime sorpresa de Cristina Rojas, espectacular en Seis y medio, sensual y tan inmensamente tierna como dura y arisca, es una actriz que, inmediatamente, me hizo pensar en ella como la encarnación perfecta del personaje de Rebeca, tan imprevisible como sorprendente.  Julie, de la guionista y directora Alba González de Molina, es la película más arriesgada (y ecosostenible) de las nominadas, recompensada con los premios mejor ópera prima y mejor actriz de reparto, Silvia Maya, en el Festival de Málaga. La huida de su protagonista, introvertida y secreta,  una eco-aldea del Bierzo, huye en todo momento de los estereotipos previsibles y las narraciones formateadas.En esa supuesta utopía de comunidad, las violencias entre sus componentes están presentes, las tensiones se palpan desde el primer instante y la aparente tranquilidad que la protagonista pretende alcanzar, no parece llegar nunca. Una intensa ópera prima que inaugurará la 17º edición del imprescindible festival Cinhomo de Valladolid, el próximo 24 de marzo.  Bienvenido Mr. Heston, de Pedro Estepa Menéndez y Elena Ferrándiz Sanz, narrada por Emilio Gutiérrez Caba, rememora el rodaje en Torrelobatón, un pueblecito vallisoletano, de El Cid, de Anthony Mann, protagonizado por el grandísimo Charlton Heston. Enternecedora la huella que esos tres alucinantes días, del 23 al 26 de marzo de 1961, dejaron en los habitantes del pueblo. Un apasionante documental en el que también tienen cabida el hijo del actor o la hija del ilusionado productor, Samuel Bronston, que tanto aportó al cine, en general, y en especial, a los técnicos nacionales. Toda una declaración de amor al cine, a las entrañables vivencias compartidas por todo un pueblo y a la ilusión que genera el séptimo arte, en una página de la historia de nuestro cine que todos deberíamos conocer y disfrutar. De la misma manera que lo haremos con la ceremonia y la entrega de los Blogos de Oro de este año, que ya está casi al caer. Mucha suerte a todos/as los nominados/as.

Cine Indepen-danza: The Fits, Mr. Gaga y Polina, danser sa vie

En la semana en la que La ciudad de las Estrellas va a ser, sin lugar a dudas, protagonista de numerosos galardones de la academia americana, os invitamos a seguir moviendo las caderas, y lo que se tercie, con lo mejor del cine actual y la danza contemporánea, una mezcla explosiva, frenética y, sobre todo, muy movidita.No se puede empezar mejor. La Batsheva Dance Company es uno de los grupos más innovadores y creativos de la danza actual. Tras ese magnífico conjunto de bailarines se esconde una arrolladora y enigmática personalidad, Ohad Naharin. El director de la compañía de danza de Israel huye de las entrevistas, crea polémica con sus espectáculos y ha logrado que los admiradores de este arte, no se pierdan ni uno de sus espectáculos.Tomer Heymann, el cineasta del espectacular documental, Mr. Gaga, ha logrado convencerle para que le permita seguir durante siete años (que se dice pronto) y obtener casi 700 horas de imágenes sobre su potente personalidad, los entresijos de su trabajo, las bases de su método Gaga (creado mucho antes que la conocida cantante) y muchos de los secretos que acompañan su obra.El resultado está a la altura de lo esperado. Vibrante, apoteósico y arrollador. Un documental que guarda verdadera sorpresas y da a conocer las facetas más íntimas de la creación y sus límites. Momento inolvidable: la confesión de Ohad Naharin sobre su hermano gemelo (el desenlace de esta parte de su historia se descubre al final del documental y todavía hoy, casi un año después de verla, permanece en la memoria, como si acabase de salir de la sala).Pasamos de un dios de la danza a un genio del movimiento, Angelin Preljocaj. Cualquiera que haya disfrutado de una de sus creaciones tiene la sensación de haber vivido una experiencia al borde del éxtasis. Sensualidad mezclada con rudeza, armonía con desequilibrio, suavidad y rugosidad al mismo tiempo. Por eso no es de extrañar que se haya lanzado a esta historia, junto a la directora, Valérie Müller, de una joven rusa (en el cuerpo de Anastasia Shevtsova, una etérea y luminosa actriz), que logra integrar el mítico ballet del Bolchoï y que, cuando descubre la danza actual, abandona todo para seguir los cursos de una directora mítica francesa (Juliette Binoche).Una magnífica película que, evidentemente, cuando se lanza a bailar alcanza una sublime belleza visual. Un camino plagado de espinas en una historia muy bien contada. El inicio del film con el regreso de la joven a su casa, tras sus cursos, y sus movimientos sobre la nieve son de poner los pelos como escarpias.Y como guinda de este magnífico pastel danzarín, quizás, una de las películas más inquietantes y desestabilizadora que haya visto en muchos años. La conocida productora americana, directora de fotografía y realizadora de documentales, Anna Farrell, se lanza a su primera película bajo el nombre de Anna Rose Holmer. Exitazo de crítica, selección a Sundance, premio en Deauville y sorpresa del público ante una magnífica jovencita actriz, Royalty Hightower, que en su primer film lo tiene ya todo de estrella del futuro.Toni, desde sus once años, sigue los pasos de su hermano en su club de boxeo (en un film en que los padres están totalmente ausentes). Pero en el mismo gimnasio, unas niñas como ella, ensayan el drill, una variante del hip-hop que integra increíbles espasmos en sus movimientos.Toni se va acercando, intenta integrarse, comienza a imitarlas, al mismo tiempo, que algunas niñas empiezan a sufrir, sin motivo aparente, convulsiones que necesitan la intervención de los primeros auxilios (con los únicos blancos presentes en la película).El trabajo de cámara, la experiencia de los trabajos anteriores con el Ballet de la ciudad de New York de Anna Rose Holmer, y por encima de todo, su elaborado trabajo de sonido, que acompaña cada gesto de la protagonista crean el OCNI del año (Objeto Cinematográfico No Identificado) con The Fits. Esta cineasta tiene mucho que contar y, además, lo hace de una manera totalmente distinta de lo habitual. En poco más de 70 minutos hay más cine que en muchísimas películas del año. Bravo. Ahora, todos/as a bailar.

Quiniela de la 29ª edición de los Premios del Cine Europeo (EFA)

El próximo 10 de diciembre se celebrará la gala en Breslavia (Polonia) de los premios de cine europeo, que luchan año tras año, desde hace casi tres décadas, por imponerse y ganar relevancia a nivel internacional. Las candidaturas de esta 29º edición de los EFA recuerda la mítica lucha de los consagrados frente a los nuevos. Toni Erdmann, de Maren Ade, con cinco nominaciones (mejor película, actor, actriz, director y guion), frente a los tres pilares, ya clásicos, del cine europeo: Pedro Almodóvar, Paul Verhoeven y Ken Loach.efa1Lo que está claro es que le cine español se porta a las mil maravillas, dado que Julieta aspira a mejor película y director, y mejores actrices, Emma Suárez y Adriana Ugarte. Javier Cámara, como mejor actor. Keina Espiñeira y Clara Roquet, doble representación al mejor cortometraje. Y Alberto Vázquez y Pedro Rivero, también en animación por Psiconautas. ¿Qué más se puede pedir? Pues una quiniela (con pronósticos en negrita y cursiva) que siempre anima mucho… Pese a sus cinco nominaciones me parece que los académicos optarán por recompensar a Ken Loach (en la que se supone su última película, decisión que repite cada año).

MEJOR PELÍCULA

Toni Erdmann, de Maren Ade (Alemania).

Julieta, de Pedro Almodóvar (España).

Elle, de Paul Verhoeven (Francia).

La habitación, de Lenny Abrahamson (Irlanda).

Yo, Daniel Blake, de Ken Loach (Reino Unido).

efa2MEJOR COMEDIA

Un hombre llamado Ove, de Hannes Holm (Suecia).

Look who’s back, de David Wnendt (Alemania).

La vaca, de Mohamed Hamidi (Francia).

MEJOR PELÍCULA DE ANIMACIÓN

Mi vida de Calabacín (My life as courgette), de Claude Barras (Suiza).

Psiconautas, de Alberto Vázquez y Pedro Rivero (España).

La tortuga roja, de Michaël Dudok de Wit (Francia).

MEJOR ÓPERA PRIMA / DISCOVERY

Dogs (Caini), de Bogdan Mirica (Rumanía, Francia).

Liebmann, de Jules Herrmann (Alemania).

Sand Storm (Sufat Chol), de Elite Zexer (Israel, Francia).

The Happiest Day in the Life of Olli Mäki (Hymyilevä Mies), de Juho Kuosmanen (Finlandia).

Thirst (Jajda), de Svetla Tsotsorkova (Bulgaria).

MEJOR DIRECTOR

Pedro Almodóvar por Julieta.

Maren Ade por Toni Erdmann.

Ken Loach por Yo, Daniel Blake.

Cristian Mungiu por Los exámenes.

Paul Verhoeven por Elle.

efa5MEJOR ACTOR

Javier Cámara por Truman

Hught Grant por Florence Foster Jenkins.

Dave Johns por Yo, Daniel Blake.

Burghart Klaussner por El caso Fritz Bauer.

Peter Simonischek por Toni Erdmann.

MEJOR ACTRIZ

Isabelle Huppert por Elle.

Emma Suárez y Adriana Ugarte por Julieta.

Valeria Bruni Tedeschi por Locas de alegría.

Trine Dyrholm por La comuna.

Sandra Hüller por Toni Erdmann.

MEJOR GUION

Maren Ade por Toni Erdmann.

Emma Donaghue por La habitación.

Cristian Mungiu por Los exámenes.

Tomasz Wasilewski por United States of Love.

Paul Laverty por Yo, Daniel Blake.

fm2MEJOR PELÍCULA DOCUMENTAL

Fuego en el mar, de Gianfranco Rosi (Italia).

21 Times New York, de Piotr Stasik (Polonia).

A Family Affair, de Tom Fassaert (Países Bajos).

Mr. Gaga, de Tomer Heymann (Israel).

The Land of the Enlightened, de Pieter-Jan de Pue (Bélgica).

S is For Stanley, de Alex Infascelli (Italia).efa3Y lo mejor para el final, el próximo año, la gala se celebrará en Sevilla. Mejor lugar no se podía escoger. Mucha suerte a todos/as

A %d blogueros les gusta esto: