Habemus Papam, Italia 2011


Nanni Moretti presentó esta película en la selección oficial de Cannes. Los que esperaban una comedia satírica sobre la religión católica se vieron inmediatamente decepcionados por esta obra sutil que plantea, en realidad, una lúcida reflexión sobre el poder y su ejercicio.

El cónclave de cardenales se dispone a elegir al nuevo Papa. Tras varias votaciones, la elección recae en Melville. En el momento en que el nuevo sucesor del apóstol Pedro debe bendecir a la multitud, que ha esperado impacientemente la fumata blanca en la gran explanada del Vaticino, el Papa novato sufre una crisis de angustia y se niega a salir al balcón.

El director ha elegido sabiamente el apellido del Papa, como el célebre escritor Herman Melville, autor de Moby Dick (1851), que creo uno de los personajes más interesantes de la historia de la literatura en Bartleby, el escribiente (1853), y su filosófica actitud ante la vida resumida en la fantástica frase, “Preferiría no hacerlo (I would prefer not to)”.

Entre comedia (sublimes las escenas de la guardia suiza o del surrealista campeonato de deporte) y drama, Nanni Moretti logra un retrato lleno de respeto hacia los infantiles cardenales y de cínica ironía respecto del protocolo papal. Una primera parte se desarrolla en el recinto del Vaticano. En 1271 la elección del Papa dura tres años, lo que provoca la ira y la incomprensión del mundo cristiano. Para evitar que la situación se reproduzca, el Papa elegido, Gregorio X, decide que los cardenales durante la elección estarán aislados del exterior y si no lo escogen en cinco días, a partir de ese momento se establecerá un régimen alimenticio basado en pan y agua. Una segunda parte, menos claustrofóbica, acompaña al protagonista, magnífico Michel Piccoli, en sus aventuras por la Roma actual.

Film político que reflexiona sobre el poder y las capacidades de cada uno para poder ejercitarlo. Viniendo de un país como Italia y conociendo la opinión del director sobre la política de esta país, la película se convierte en una sabrosa metáfora del poder, del querer y de la posibilidad de que alguien se no se considere adecuado para ejercer un cargo público. No sólo en Italia sino en muchos países, pensándolo bien, Habemus Papam se trata, en realidad, de una película de ciencia-ficción.

Anuncios

2 Responses to Habemus Papam, Italia 2011

  1. Pingback: Nominados a los Premios de un cine europeo en plena forma « Cine Invisible

  2. Daniela Campos says:

    Habemus Papam para mí es una gran película, porque la historia a pesar de tratarse de una cinta que refleja parte importante de la iglesia católica, me gustó la actuación de Michel Piccoli en el personaje del Papa electo que no se siente seguro de llevar el cargo, mostrando más su lado humano, más cintas como estas hacen falta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: