L’Empire du milieu du sud, Francia 2010


Diez años le ha llevado al realizador Jacques Perrin este impresionante documental sobre Vietnam. Durante este tiempo ha recopilado miles y miles de imágenes inéditas de los orígenes más diversos que alguien se pueda imaginar: bibliotecas, museos, filmotecas, particulares y hasta de los fondos que el Ministerio de Defensa francés disponía sobre este tema. Todo este tiempo ha compensado al autor y al público, dado que se trata de un trabajo extraordinario, y la selección final de los archivos cinematográficos que aparecen en la pantalla son de una gran belleza.

Jacques Perrin ha querido retratar la reciente historia de Vietnam, desde la época de la colonización francesa hasta el final de la guerra de este país contra los americanos. Las primeras imágenes nos muestran la sociedad vietnamita del siglo XIX, los paisajes aún inexplorados por los europeos y los contrastes y diversidad de sus paisajes. Resulta sorprendente ver a los primeros colonizadores franceses llegar al territorio, que luego llamarían Indochina, con sus costumbres, sus modales, hasta sus fiestas, frente a las caras de sorpresa e incomprensión de los habitantes del país.

 

Pero Vietnam, país que tanto ha sufrido a lo largo de su historia, no ofrece muchas imágenes de sus habitantes bailando y riendo. A las imágenes de la colonización les suceden las de tres guerras, la primera contra los japoneses cuando éstos invadieron la península, después la de la independencia contra los franceses y, por último, la de los americanos. Pero aún así el pueblo vietnamita ha conseguido conservar su esperanza, su dignidad y, desde hace unos años, ha vuelto a sonreír.

 

Jacques Perrin ha optado por el mejor método para ilustrar el documental. En vez de un guión, que de inmediato levantaría sospechas dado que, al fin y al cabo, es un documental que en su mayor parte ilustra la época colonial, el realizador ha escogido la lectura de fragmentos de la literatura vietnamita, francesa y americana, así como algunas cartas de algunos soldados. El balance de la selección es honesto, salvo una ligera tendencia a idealizar por momentos el periodo colonial francés (no olvidemos que el origen de la palabra, chovinismo, es francés).

 

En todo caso, los archivos son tan bellos o tan impactantes que el resultado, L’Empire du milieu du sud,  es una magnífica ilustración de que una imagen vale más que mil palabras, así como un excelente trabajo documental.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: